Megamedia

Copyright 2018 | Sitio web desarrollado por GRUPO MEGAMEDIA

Internacional

No dormir genera cansancio, irritabilidad y subida de peso

Publicado

En

Aunque la hora de irnos a dormir y el tiempo que dedicamos al descanso varía según la persona, lo más habitual es que para lograr un sueño reparador destinemos entre siete y nueve horas diarias al descanso.

Sin embargo, la calidad del sueño está lejos de ser la adecuada para lograr su mejor descanso pues el 30% duerme entre cuatro y seis horas al día, según un estudio de de la Fundación Española del Corazón.

No tener un sueño reparador genera un impacto inmediato en nuestra vida pues “al día siguiente, quienes se despiertan varias veces por la noche o duermen menos horas, generalmente tienen somnolencia, cansancio e irritabilidad.

Aunque no sólo eso pues un sueño de mala calidad puede aumentar el riesgo de padecer otros problemas de salud como enfermedades cardiovasculares o aumento de peso”, explica el especialista João Ramos.

Te puede interesar: Va senadora por cancelación de concesión a Aguakan

Además, dormir bien y tener un sueño continuo e ininterrumpido que favorezca el descanso es uno de los recursos que debemos tener en cuenta si se sufre de astenia.

Un síndrome temporal que algunas personas pueden padecer cuando se acerca la época de frío y que se soluciona adaptando al cuerpo a las nuevas condiciones del clima a través de un buen descanso, una dieta equilibrada y el aprovechamiento de las horas de sol.

Expertos recuerdan que para disfrutar de un buen descanso es recomendable dormir a oscuras, no utilizar dispositivos electrónicos a las horas previas del sueño, evitar las comidas pesadas y quienes puedan deben regular la temperatura de la habitación, así como tener una rutina que favorezca al descanso antes de acostarse.

El Universal

Tendencia