RETROEXCAVADORAS

Retroexcavadoras: vehículos especiales para trabajos de carga y movimiento de tierras

Las retroexcavadoras son un equipo especial que goza de gran popularidad y que se utiliza para resolver diferentes tipos de tareas en las

que es una Retroexcavadoras.jpg.
Escrito en NACIONAL el

Las retroexcavadoras son equipos especializados multifuncionales capaces de realizar no solo cargas y descargas, sino también movimiento de tierras. El tamaño compacto y la versatilidad de las retroexcavadoras—cuyas variedades se pueden encontrar en https://machineryline.mx/-/retroexcavadoras--c165, permite su uso tanto en construcciones a gran escala como para realizar una amplia gama de trabajos en proyectos individuales en áreas de superficie limitada.

Ámbito de aplicación de las retroexcavadoras

Las retroexcavadoras son un equipo especial que goza de gran popularidad y que se utiliza para resolver las siguientes tareas:

  • construcción y obras viales de diversa complejidad;
  • tendido de comunicaciones, gasoductos, alcantarillado o tuberías de agua;
  • carga y descarga de materiales a granel, en piezas o no estándar;
  • movimiento de tierras: excavación de pozos para cimientos o trincheras;
  • planificación del terreno;
  • creación de pequeñas excavaciones o terraplenes;
  • operaciones de desmantelamiento;
  • arranque de  tocones;
  • diversas operaciones agrícolas.

Las retrocargadoras se clasifican según varios criterios:

  • en cuanto a la capacidad de carga y la unidad de potencia;
  • según la configuración del chasis;
  • por tipo de equipo adicional;
  • con arreglo a las características de control.

El rango de potencia de las unidades de potencia que se instalan en las retroexcavadoras es de 45 a 80 kW (65 a 110 hp). La capacidad de carga de las retrocargadoras también se ve afectada por su peso total, que oscila entre 0,5 y 10 toneladas.

En base a estas características, se distinguen los siguientes tipos de retroexcavadoras:

  1. Pequeño. El peso de estos modelos va desde los 500 kg hasta las 2 toneladas, estas retrocargadoras son de pequeño tamaño, por lo que se utilizan para trabajar en espacios reducidos. Además, son capaces de desplazarse a través de carriles angostos y otros lugares donde los vehículos más grandes no pueden operar.
  2. Medio. El peso de estas retroexcavadoras es de 2 a 4 toneladas.
  3. Largo. La masa total de tales modelos es de 4 a 10 toneladas, se utilizan en gran medida en los sitios de construcción, cuando se realizan obras viales.
  4. Pesado. Su peso supera las 10 toneladas. Estas retrocargadoras se utilizan en canteras u obras de construcción, donde se prevén cantidades significativas de trabajo de excavación.

Según el tipo de chasis, se distinguen los siguientes tipos de retroexcavadoras:

  • en una distancia entre ejes;
  • sobre orugas.

Las retrocargadoras tienen una gran demanda porque pueden moverse de forma independiente al sitio de trabajo. Son maniobrables, no consumen demasiado combustible y presentan un alto rendimiento.

Las retroexcavadoras con orugas funcionan de manera efectiva en condiciones todoterreno. Este equipo puede desplazarse por terrenos irregulares y a través de áreas pantanosas. Sin embargo, para trasladarlo al lugar de trabajo, es necesario transporte adicional.

Clasificación de retroexcavadoras según sus características de equipamiento y control

El equipo principal de las retrocargadoras es una cuchara de carga y excavación. El primero se puede dividir en opciones con y sin mordazas bivalvas. Una cuchara de carga convencional realiza el movimiento de mercancías y realiza las funciones de una cuchilla. La herramienta con mordazas bivalvas se utiliza como elevador o agarre.

Los brazos de excavadora de las retrocargadoras se pueden unir al cuerpo mediante un método fijo o con un carro especial. La segunda opción es más práctica. Las plumas en el carro pueden desplazarse horizontalmente.

Además del equipamiento de serie, las retroexcavadoras se complementan con varios equipamientos adicionales:

  1. Hidromartillos. Se utilizan para trabajos de desmontaje y de camino.
  2. Agarres específicos. Se utilizan para mover ciertas mercancías.
  3. Horquillas para paletas. Necesarias para trabajar con cargas que se colocan en el contenedor especificado.
  4. Pinzas para el movimiento de cargas fibrosas y largas.

Según el tipo de control, las retroexcavadoras se dividen en dos tipos:

  • palanca;
  • palanca de mando.

El segundo tipo de control es más práctico para los operarios de retrocargadoras y se considera más preciso. Sin embargo, algunos operarios prefieren las palancas.

Para realizar tareas en un sitio de construcción u otra instalación, puede comprar equipos nuevos y usados. Si la máquina usada está en buenas condiciones, no afecta su rendimiento.

A la hora de seleccionar retroexcavadoras se tienen en cuenta las siguientes características técnicas:

  • peso total y dimensiones de la máquina;
  • capacidad de carga y potencia de la unidad de potencia;
  • parámetros del balde (capacidad o tipo);
  • altura máxima de elevación;
  • radio de excavación;
  • actuación;
  • disponibilidad de equipo adicional.

Asimismo, se tienen en cuenta los parámetros técnicos del vehículo base: la fórmula de las ruedas, el tipo de suspensión o el número de ejes, entre otros. Cabe prestar atención a la presencia en la cabina de un calentador autónomo, aire acondicionado o control de clima.