Connect with us

Política

Acusan a Ana Guevara por presunta extorsión al pedir un contrato a nombre de Conade

Publicado

En

Acusan a Ana Guevara por presunta extorsión al pedir un contrato a nombre de Conade

Ana Gabriela Guevara fue acusada de pedir sobornos para otorgar contrato a nombre de la Conade

Ana Gabriela Guevara Espinoza tiene una denuncia en su contra por presunta extorsión, la cual fue presentada por empresarios veracruzanos; en ella se explica que la titular de la Comisión Nacional de Cultura Física y Deportes solicitó dádivas, a través de un tercero, para otorgar un contrato millonario con Conade.

En la investigación se expone la carátula de la denuncia por extorsión, en donde se acusa que la medallista de plata en los Juegos Olímpicos de Atenas 2004 exigió un pago previo de 150 mil pesos, para otorgar de forma directa un contrato por servicios de alimentos a un comedor operado por Conade.

Acusan a Ana Guevara por presunta extorsión al pedir un contrato a nombre de Conade

Tal vez te interese: Plan DN-III y Plan Marina por Covid-19 se aplicará a partir de hoy

Además de dicho “anticipo”, pidió un 15 por ciento de 16 millones 901 mil 552 pesos, total de lo sufragado en el contrato.

En la denuncia se señala a Armida Ramírez Corral como la intermediaria de Guevara Espinoza para el trato con Carlos Donaciano Solórzano Pineda, representante legal de Cocinas Industriales Multifuncionales de Calidad SA de CV y quien presentó la denuncia.

Armida Ramírez, ex presidenta municipal suplente de Xalapa en 2004, se presentó ante Donaciano como una persona muy cercana a Ana Gabriela y quien sirvió como vínculo para cerrar el contrato de “Suministros de Alimentos para Deportistas y Entrenadores”, el cual tuvo como vigencia de julio a diciembre de 2019.

Tal vez te interese: ¿Se consolidará Felipe Calderón Hinojosa como narcopresidente?

La intención del soborno era mantener la relación de forma multianual, pero Carlos Donaciano argumentó que no recibió pago alguno durante los seis meses de suministro de alimentos, por lo que su empresa se fue a la quiebra. Por tal razón no saldó el “moche” para renovar el contrato.

Armida presionó por dicho pago y señaló que Ana Guevara ya se encontraba “muy molesta” por lo mal que estaba saliendo el negocio. Exigió que se le pagara dos millones novecientos mil pesos, cúmulo de los sobornos a la ex atleta y a la ex funcionaria priista.

Síguenos en Google News